Familiares y amigos dieron el último adiós a los dos bebés y a las cuatro mujeres que fueron asesinados el pasado domingo 9 de junio, dentro de una vecindad, en León, Guanajuato.

Las seis víctimas de la masacre familiar fueron despedidas con la canción del cantautor guanajuatense José Alfredo Jiménez ‘Caminos de Guanajuato’, que en uno de sus versos expresamente dice “allá en mi León Guanajuato, la vida no vale nada”.

Con la música de mariachi, los familiares y amigos sepultaron a Naomi Narayama, Aracely, Nayeli Yareck y Ana Cristina, así como a una bebé de 3 meses y su hermano de 2 años. En el funeral hubo porras, pero también gritos exigiendo justicia para las víctimas del homicidio múltiple.

El sepelio se realizó la tarde de este miércoles 12 de junio, en el Panteón Municipal Norte.

El cortejo fúnebre fue escoltado por policías municipales de León, desde el barrio El Coecillo, donde se realizó el funeral, hasta el panteón donde las seis víctimas ya descansan en su última morada.

El pasado domingo 9 de junio, un ataque armado en la colonia Industrial de León cobró la vida de cuatro mujeres y dos menores de edad.

La masacre familiar ha causado indignación e inclusive ha llamado la atención de organismos internacionales como la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Dos sobrevivientes de los hechos declararon a las autoridades estatales que, previo a la masacre, elementos de la Guardia Nacional ingresaron al domicilio y amenazaron a uno de ellos: “Te damos de aquí a mañana para que te vayas”.

Sin embargo, cinco minutos después de que los guardias se retiraron del lugar, cuatro hombres armados llegaron a la vecindad y mataron a los dos bebés y a las cuatro mujeres. El hecho quedó documentado en un video que circuló en redes sociales.